Movilidad eléctrica: ¿por qué los coches eléctricos no tienen caja de cambios?

Conoce por qué los vehículos eléctricos carecen de caja de cambios

19 de febrero, 2024

En la era de la movilidad eléctrica, los coches alimentados por baterías están ganando popularidad rápidamente. Uno de los aspectos más destacados de estos vehículos es la ausencia de una característica común en los automóviles de combustión interna: la caja de cambios

En este artículo, explicaremos por qué los coches eléctricos no tienen caja de cambios y cómo la propulsión eléctrica simplifica el diseño y la experiencia de conducción.

¿Qué es una caja de cambios?

Antes de entrar en materia, analizaremos qué es y qué función tiene una caja de cambios en un coche de combustión interna

 La caja de cambios, también conocida como transmisión, es un componente cuya función principal es variar la relación de engranajes entre el motor y las ruedas para optimizar la potencia y el rendimiento del vehículo en diferentes condiciones de velocidad y terreno. Esto se logra cambiando manual o automáticamente entre diferentes relaciones de transmisión, también conocidas como marchas.

Razones por las que un vehículo eléctrico no tiene caja de cambios

Encontramos dos razones principales: par motor constante y las altas velocidades a las que circulan los vehículos eléctricos.

1. Par motor constante

Una de las características más importantes de los vehículos eléctricos es que ofrecen un par motor constante.

Esto significa que, desde que el motor comienza a girar, proporciona una gran cantidad de fuerza, incluso a bajas revoluciones, lo que elimina la necesidad de contar con una caja de cambios

El funcionamiento de un par motor es el siguiente: para alcanzar una velocidad máxima, el motor tiene que girar a unas velocidades muy elevadas. Para proporcionar ese nivel tan alto de par, se efectúa una relación de transmisión de 10:1 (diez giros del motor se transforman en un giro en el eje de transmisión).

En modelos como el Volkswagen ID.3Volkswagen ID.5 encontramos una caja de cambios de dos etapas y una velocidad.

En conclusión, el par motor constante de los vehículos eléctricos es una característica importante, ya que los diferencia de los motores de combustión, que necesitan una caja de cambios para poder adaptar esa potencia a diferentes situaciones durante la conducción

2. Circular a altas velocidades

La segunda razón por la cual los vehículos eléctricos no tienen cajas de cambios es su capacidad para funcionar a elevadas velocidades. La inmensa mayoría de motores eléctricos pueden funcionar a velocidades de hasta 10 mil revoluciones por minuto. Por ejemplo, en los modelos mencionados anteriormente, el motor más potente tiene un par máximo de 310 Nm.

Esto simplifica significativamente el diseño del sistema de propulsión y reduce la complejidad mecánica del vehículo.

Beneficios de los vehículos eléctricos sin cajas de cambio

No contar con una caja de cambios convencional otorga a los modelos eléctricos los siguientes beneficios.

1. Simplicidad mecánica

La falta de una caja de cambios simplifica significativamente el diseño mecánico del vehículo eléctrico

 Al eliminarla, se reduce la complejidad del sistema de propulsión, lo que se traduce en una menor cantidad de piezas móviles, menos posibilidades de averías y una mayor fiabilidad general del vehículo. 

2. Conducción más suave y silenciosa

Sin la necesidad de cambiar de marcha, la conducción se vuelve más suave y silenciosa. Los conductores disfrutan de una experiencia más relajada y tranquila, sin tener que estar cambiando marchas como en los vehículos de combustión interna. 

Además, se reduce la vibración y el ruido del motor, lo que contribuye a un ambiente más tranquilo en el interior del vehículo.

3. Mayor eficiencia energética

Al no tener que transmitir la potencia a través de una caja de cambios, se reducen las pérdidas mecánicas y aumenta la eficiencia energética del sistema de propulsión. Esto se traduce en una mayor autonomía del coche eléctrico y una mejor eficiencia en el consumo de energía. 

Asimismo, la respuesta al momento del motor eléctrico elimina la necesidad de ajustar la relación de marchas para optimizar el rendimiento, lo que contribuye aún más a la eficiencia general del vehículo.

4. Menor mantenimiento y costos de propiedad

Por último, una de las grandes ventajas de pasar de un vehículo tradicional a uno eléctrico es que se reduce la necesidad de mantenimiento y reparaciones relacionadas con este componente. 

Los propietarios de coches eléctricos se benefician de menores costos de mantenimiento a lo largo de la vida útil del vehículo, ya que hay menos piezas sujetas a desgaste y menos posibilidades de fallos mecánicos. Esto se traduce en un menor costo total de propiedad y en una mayor satisfacción del cliente.

Conoce el funcionamiento de un vehículo eléctrico con myCarflix

La ausencia de una caja de cambios en los coches eléctricos es una consecuencia directa de la eficiencia y simplicidad que propone la motorización eléctrica. 

Esta tecnología proporciona un rendimiento instantáneo y suave que no requiere la intervención de cambios de marcha para optimizar la conducción, lo que mejora la experiencia del usuario al volante, además de reducir los costos de mantenimiento y aumentar la eficiencia energética de los vehículos eléctricos.

Descubre nuestra amplia selección de vehículos eléctricos de marcas punteras en el sector como Volkswagen, Skoda, Hyundai o Audi y únete a la movilidad del futuro con nuestro renting flexible en Canarias.

Comparte el artículo si te ha gustado

Artículos relacionados

  • Movilidad eléctrica: ¿por qué los coches eléctricos no tienen caja de cambios?

    19 de febrero, 2024

  • ¿Qué debes hacer en caso de robo o accidente con un renting?

    15 de febrero, 2024

  • Consejos myCarflix: cómo recuperar puntos en tu carnet del coche

    12 de febrero, 2024

  • ¿Qué es el renting? Una opción flexible y económica

    22 de enero, 2024

  • Consejos myCarflix: Cómo comprobar el nivel de aceite

    19 de enero, 2024

  • Audi Q3 vs. Audi Q3 Sportback: una comparativa detallada

    10 de enero, 2024

  • ITV de un coche eléctrico: ¿Cuándo pasarla?

    3 de enero, 2024

  • Consejos myCarflix: cómo conducir de forma segura

    28 de diciembre, 2023